Ni grandes urbes ni mundo rural: pequeñas y medianas ciudades con calidad de vida en España

Tiempo de lectura: 4 minutos

¿Ciudad o campo? El debate está servido. Lo cierto es que mientras la España rural se queda vacía, grandes ciudades como Madrid o Barcelona se enfrentan a los problemas asociados a la sobrepoblación. Sin embargo, muchos apuestan por un punto intermedio.

España cuenta con gran cantidad de pequeñas y medianas ciudades que mejoran en calidad de vida a las grandes urbes. Ofrecen numerosos servicios y permiten, a su vez, disfrutar de las ventajas de los núcleos más pequeños.

Así es nuestra calidad de vida

Clima, gastronomía, acceso a buenos servicios de educación y sanidad, infraestructuras… a la hora de medir la calidad de vida existen multitud de variables. Al priorizarlas entra en juego también nuestra cultura: mientras que en el sur de Europa damos más importancia a elementos como el clima o la gastronomía, nuestros vecinos del norte suelen primar la seguridad de sus sistemas políticos y sociales.

Según el Indicador de Vida Humana, España es el quinto país del mundo con mejor calidad de vida. Este indicador, desarrollado recientemente por el Instituto Internacional para el Análisis de Sistemas Aplicados (IIASA) es una alternativa al Índice de Desarrollo Humano (IDH) elaborado por las Naciones Unidas. En este, España figura en el puesto 26 de 189.

En las últimas décadas, España se ha situado siempre entre los países con mejor calidad de vida a nivel mundial. Repasamos algunas de las pequeñas y medianas ciudades que suman puntos para posicionarnos bien en estos rankings.

Pontevedra

Pontevedra ha llegado a liderar el ranking de la ONU de ciudades con calidad de vida en Europa.

Esta pequeña capital de provincia sorprende a los visitantes. Sobre todo a los que la conocieron hace un par de décadas: Pontevedra ha dado un cambio radical a su imagen y a su modelo urbano. Y, con ello, a la calidad de vida de todos sus habitantes.

Entra en juego, en primer lugar, la peatonalización. El 70% de los desplazamientos se hacen a pie o en bicicleta y en la década pasada los siniestros graves por atropellos se redujeron un 90%. La desaparición de los coches del centro urbano implica también la mejora del aire que respiran los pontevedreses: las emisiones de CO2 han caído un 70% desde 1999. Y beneficia a los pequeños comerciantes: Pontevedra cuenta con mucho negocio local y a en los últimos años no ha abierto ninguna gran superficie comercial.

Junto a la peatonalización, sus casi 85.000 habitantes cuentan con amplios servicios, actividad cultural, un cuidado centro histórico y el clima templado de las Rías Baixas. Está rodeada, además, de naturaleza (playas y bosques cercanos) y bien comunicada con ciudades más grandes como Vigo, A Coruña y Oporto. En 2014, la ONU la declaró la mejor ciudad para vivir de Europa.

Girona

Girona es una ciudad que destaca por su calidad de vida desde hace años.

Justo a la otra punta del norte peninsular, Girona también destaca por su calidad de vida. Su área urbana cuenta con menos de 100.000 habitantes y con un bello centro histórico. Además presume de una buena renta per capita y numerosos servicios.

Aunque está situada cerca de la montaña, Girona se ve favorecida por el clima mediterráneo y su privilegiada posición al sur de Francia, y sirve de puerta de entrada a muchos visitantes extranjeros atraídos por la belleza de la Costa Brava y su exquisita gastronomía. Otra de las ventajas con la que cuentan los gerundenses tiene que ver con el transporte: el AVE recorre en menos de 40 minutos los cerca de 100 kilómetros que separan su ciudad de Barcelona.

Girona también está bien comunicada por carretera, aunque los peajes pueden resultar algo elevados. La cercanía a la ciudad condal les permite tener acceso a servicios, ofertas de ocio y a uno de los aeropuertos con más destinos de España, por ejemplo.

Vitoria

Vitoria, European Green Capital en 2012. es otra de nuestras ciudades con más calidad de vida.

La Organización Mundial de la Salud recomienda que existan 9m² de áreas verdes por habitante. Algo que no siempre se cumple en espacios urbanos, aunque alguna que otra ciudad sí lo consigue, como Vitoria. Esta localidad vasca está rodeada por un cinturón verde y gran parte de sus avenidas, calles y plazas están arboladas.

Hace años fue considerada European Green Capital. Ahora su Gobierno se plantea un nuevo reto: convertirse en la Ciudad Europea del Deporte. Para postularse a este título defienden la relación que la ciudad tiene con la actividad física: cuentan con numerosos eventos, infraestructuras, entorno natural y un equipo de gobierno que favorece un estilo de vida sano y activo.

Otras de las ventajas de Vitoria-Gasteiz (y sus 250.000 habitantes) es que se encuentra en una zona con mucha actividad industrial, lo que favorece la creación de empleo. Algo representativo, en general, de todo el País Vasco.

Logroño

El buen ambiente es solo uno de los factores que convierten1 a Logroño en una de las ciudades con buena calidad de vida en España.

La Rioja es una de las comunidades autónomas españolas con menos población en riesgo de pobreza. Se sitúa además por encima de la media en cuanto a la distribución de renta y esperanza de vida, y por debajo en tasas de abandono escolar. Llaman la atención también otros datos, como que es la comunidad autónoma en las que los hogares soportan menos ruidos. Diferentes factores que la sitúan como una de las zonas con más calidad de vida de España.

Su capital, Logroño, cuenta con unos 150.000 habitantes. Destaca por su buen ambiente, su gastronomía (y las tapas de la emblemática calle El Laurel), el hecho de que casi todos los desplazamientos puedan hacerse andando, la seguridad y sus servicios.

Pontevedra, Girona, Vitoria y Logroño son solo algunos ejemplos. La lista sigue con ciudades con buen clima, como muchas de las situadas en las comunidades de Canarias, Baleares o Andalucía. O con un bajo nivel de paro, como San Sebastián. Y es que tan solo 12 ciudades españolas superan los 300.000 habitantes. Eso deja lugar a un gran número de posibilidades a la hora de elegir pequeñas y medianas ciudades en las que disfrutar de buena calidad de vida.

Imágenes | iStock/JMarabel, Wikimedia Commons/Zarateman, Unsplash/Juriaan van der Zwan, Wikimedia Commons/ZaratemaniStock/JackF

¡Suscríbete a Huellas by Sareb!

Suscríbete y recibe información y artículos sobre las nuevas formas de vivir en las ciudades, su futuro y el del sector inmobiliario.

Suscribirme

Lo que contamos